Este sitio web tiene ciertas restriucciones de navegación. Le recomendamos utilizar buscadores como: Edge, Chrome, Safari o Firefox.

The Art of Ancient European Magical Folklore

Carrito

Tu carrito está vacío

Continúa comprando

Magia con Velas (Parte I)

Las velas tienen un lugar único en nuestra sociedad actual y también son un vínculo increíble con nuestro pasado. Transmiten mensajes de romance, calidez, espiritualidad, deseos secretos y brillo. 

La palabra "vela" proviene del latín "candere" que significa "brillar".

Fabricación de velas en la historia

Seguramente iluminar la oscuridad fue una de las primeras preocupaciones del hombre primitivo. A los egipcios se les ha atribuido la invención de empapar juncos medulares en grasas animales para las "luces de junco" y el uso temprano de cera de abejas. 

Ya en el año 3000 a. C. se han encontrado velas de cera de abeja similares a las de hoy en día en las tumbas de los gobernantes.

Velas de cera

Los romanos adoptaron y mejoraron rápidamente los métodos de fabricación de velas agregando una "mecha" de fibras tejidas. Usaban estas "velas" para iluminar sus hogares y lugares de culto. Aunque muchas culturas antiguas también usaban lámparas de aceite de arcilla para la iluminación, los principios eran los mismos, una "mecha" generalmente hecha de lino para sostener la llama y "combustible" de grasa animal, aceites vegetales (como el aceite de oliva) o cera de abeja.


Las velas como vínculo

Abrazados por casi todas las religiones, credos y nacionalidades, hay algo especial en la llama solitaria de una vela: toca nuestras almas. Personas de todas las religiones y estilos de vida y de credos distintos pueden unirse en una vigilia con velas para llorar o unirse en oración. Las velas son herramientas únicas para vincular a la humanidad con lo Divino. Las velas "conectan" a las personas a lo Divino y al difunto como conducto.

El cristianismo primitivo evitaba el uso de luces debido a que la popularidad de honrar lo divino con luz se consideraba pagana. La costumbre funeraria griega era acompañar a los muertos con antorchas o velas para que el alma de los moribundos no pudiera ser apresada por los demonios.


Vestir/Ungir velas

En la magia ritual untamos una vela con los correspondientes aceites específicos para llevar aún más nuestra voluntad e intención a los propósitos que tenemos en mente. 

El aceite juega una parte integral de la producción de velas desde sus etapas básicas hasta las mezclas de aromas combinados con la cera. Muchas religiones, empezando por los paganos, creían en los poderes y propiedades de los aceites. En la magia con velas la unción con aceites es una parte integral del proceso.

La palabra hebrea para Mesías es "ungido" y cuando nació el niño Jesús la Biblia menciona que los magos le trajeron sustancias preciosas como el incienso y la mirra.

Durante los tiempos bíblicos los aceites conocidos que se usaban para curar a los enfermos eran el incienso, la mirra, el romero, el hisopo, la casia, la canela y el nardo. En las traducciones del griego y el hebreo aceite de unción significa "El Espíritu Santo derramado".

Con el establecimiento de la autoridad papal la unción real se hizo necesaria para que un rey reclamara su corona. En la ceremonia de coronación, lo más esencial era la unción del nuevo rey.

Las velas ungidas se pueden utilizar con fines tanto mágicos como religiosos. A nivel espiritual, ¿qué consideramos que hará la unción con aceite? Como ocurre con su uso en todas las religiones, nos conecta aún más con lo Divino. Nos une espiritualmente, nos sana y nos purifica. No sólo vestimos nuestras velas con aceites, sino que nos untamos con ellas con la esperanza de obtener un contacto más espiritual con los dioses.


Asociaciones de fragancias

Lunes / Luna / Blancos / Emociones / Rosa blanca, lirio de jardín blanco o gardenia.

Martes / Marte / Rojos / Agresión Pino, Clavel o Madreselva.

Miércoles / Mercurio / Amarillo / Mental Lirio de los Valles, Lavanda o Bayberry.

Jueves /Júpiter / Púrpura / Expansión Magnolia, Sándalo o Salvia.

Viernes / Venus / Verdes / Amor Prímula, Tomillo o Lila.

Sábado / Saturno / Negras / Finales / Violetas de agua, orquídea negra o jacinto.

Domingo / Sol / Naranjas / Creando Romero, Ruda o Clavo.

 

 

Fragancias gobernadas por la luna: Bálsamo, coco, eucalipto, gardenia, jazmín, lirio, loto, mirra, amapola, sándalo, nenúfar, gaulteria.

Fragancias gobernadas por Marte: Todas las especias, clavel, sangre de dragón, jengibre, High John the Conqueror, madreselva, pimientos picantes, menta, pino, boca de dragón.

Fragancias regidas por Mercurio: Azalea, arrayán, trébol, helecho, lavanda, hierba de limón, lirio de los valles, mandrágora, menta, cáñamo, tabaco.

Fragancias gobernadas por Júpiter: Anís, datura, lima, magnolia, arce, reina de los prados, nuez moscada, roble, salvia, sándalo.

Fragancias gobernadas por Venus: violeta africana, cereza, lila, prímula, hierbabuena, fresa, tomillo, vainilla.

Fragancias gobernadas por Saturno: orquídea negra, jacinto, iris, campanilla, adormidera, pensamiento, pachulí, peyote, sello de Salomón, violetas de agua.

Fragancias gobernadas por el sol: Cedro, Clavo, Crisantemo, Canela, Incienso, Enebro, Caléndula, Romero, Serbal, Ruda. 


Magia con velas

Antes del ritual

Crea un altar o un lugar especial donde puedas quemar tu vela y dejarla tranquilamente. Puedes agregar flores, incienso u otros elementos simbólicos si lo deseas.

Mide el tiempo de la quema de velas para que se corresponda con los ciclos de la luna.

Para traer algo a tu vida has tus rituales cuando la luna está creciendo. Para deshacerte de algo hazlo cuando la luna esté menguando.

Si tienes conocimiento de las piedras rúnicas, es posible tallarlas en las velas para ayudar a intensificar la magia.


Vela Rúnica
Vela Rúnica "Hel"

 

Durante el ritual

Medita brevemente antes de encender la vela para ayudar a calmar la mente y enfocar tu deseo.

Cuando enciendas la llama, expresa tu intención en voz alta, en términos simples y claros. Imagina que ya tienes lo que quieres en tu vida.

Continúa cantando tu deseo mientras se quema la vela. No es necesario cantar todo el tiempo. Mira la llama constantemente, pero no la mires fijamente.

Concéntrate en ser receptivo y abierto a lo que quieres.



Después del ritual 

Cuando hayas completado tu ritual deja que la vela se consuma por completo.

No es necesario que te quedes con la vela después del ritual, pero asegúrate de que sea segura y que la cera al rojo vivo no cause daños ni incendios.

Nunca reutilices una vela que haya sido encendida en algún ritual mágico. Sólo debe usarse en ese ritual y luego dejar que se queme. Después desecha la cera sobrante.

Para ayudar a la magia de las velas también puedes colocar un trozo de cera debajo de tu almohada y repetir el deseo todas las noches antes de irte a dormir durante una semana después del ritual.

 

Colección Smells Like Spells